¿Cuál va a ser el nuevo foco de Hacienda en su lucha contra el fraude fiscal?

El Ministerio de Hacienda va a poner, este año, especial énfasis en determinados aspectos de su lucha contra la elusión y el fraude fiscal, entre otros, éstos serán algunos de sus focos de actuación: sobre las compañías que declaran en el impuesto sobre sociedades "reiteradamente" bases imponibles negativas pendientes de compensar en ejercicios futuros, los negocios altamente digitalizados y estrechará el control de los grandes patrimonios con especial atención en los que ofrezcan "importantes rasgos de opacidad o deslocalización".

Habrá un control extra, sobre las pérdidas a compensar de las empresas en Sociedades, se efectuarán más comprobaciones a los contribuyentes que en sus declaraciones del Impuesto sobre Sociedades vengan consignando reiteradamente bases imponibles negativas pendientes de compensar en el futuro, por la necesidad de verificar con intensidad la corrección de estos saldos a la vista de su incremento a lo largo de los años y del riesgo que ello implica de minoración indebida de tributación en ejercicios futuros. 

Esto incluye la comprobación de bases imponibles negativas ya aplicadas, especialmente la revisión de aquellas que están pendientes de compensación en años siguientes. Los datos del ultimo año disponible, 2017, las empresas acumulaban bases imponibles negativas pendientes de compensar por valor de casi 19.000 millones de euros. La Agencia Tributaria verificará la existencia, exactitud y origen de los saldos negativos, teniendo en cuenta que estos saldos pueden en el futuro ser compensados por las empresas que los generaron, así como por otras que continúen su actividad.

La Agencia Tributaria señala que centrará la revisión en las empresas de mediano y gran tamaño, sin obviar a algunas menores, a fin de cribar las posibles firmas desaparecidas.

Así mismo, Hacienda quiere aumentar el control de los grandes patrimonios y para ello incrementará el número de contribuyentes propuestos para su inspección. Centrará de nuevo la selección en los perfiles con rasgos de opacidad o de deslocalización de su dinero

Otro foco serán los nuevos modelos de negocio altamente digitalizados, abordando especialmente las plataformas de venta de bienes y servicios por internet. Para ello aplicará un nuevo sistema automatizado para identificar pautas de comportamiento de alto riesgo fiscal que se beneficiará tanto de la información disponible sobre operaciones vinculadas (de las prácticas que se producen dentro de los grupos empresariales) como de la información que reciba el organismo sobre mecanismos transfronterizos de planificación fiscal potencialmente agresiva.

Otro objetivo es elaborar un mapa de riesgo con empresas controladas por sociedades que hayan defraudado en el pasado, tratando de detectar posibles nuevas actividades de  contribuyentes con "conductas tributarias reprochables en el pasado", realizando un seguimiento para prevenir posibles incumplimientos tributarios futuros.

En el área de la gestión recaudatoria, se esforzará en mejorar la evaluación del riesgo recaudatorio, realizando una especial vigilancia patrimonial de los deudores condenados por delito fiscal o contrabando al objeto de detectar conductas de vaciamiento patrimonial y posibles insolvencias punibles.

Los no residentes tampoco se escaparán del radar de la Agencia Tributaria, que investigará las rentas obtenidas por artistas y deportistas no residentes que actúan en territorio español, con especial hincapié en  la participación de estos profesionales en «competiciones deportivas internacionales y eventos artísticos de diversa naturaleza, en España. En estas actividades participan, ya sea de forma colectiva o individual, profesionales no residentes que pueden obtener importantes rentas vinculadas a su participación, que en muchos casos deben quedar sujetas a tributación por el Impuesto sobre la Renta de No Residentes.

FUENTE: ADADE CENTRAL